por: MEMRI (Desde Israel)

Extraído de Revista Horizonte

En un artículo publicado por la agencia de noticias de la Autoridad Palestina, Wafa, el pasado 23 de mayo, Sabri Saidám, asesor de tecnología de la información y formación profesional del Presidente palestino Mahmoud Abbas y Secretario General Adjunto del Consejo Revolucionario de Al-Fatah, dijo que las marchas del “Día del Nakba”(“Desastre”, en árabe) en las fronteras de Israel han revelado la nueva “arma nuclear palestina” “Esta arma, dijo, era la gente joven y valiente leal a su patria ancestral que no teme arriesgar sus vidas para actualizar sus derechos a un Estado, a la libertad y a la independencia”. Un arma que describió, como “más poderosa que todo el arsenal de Israel.”

Lo siguiente son extractos del artículo:

“El día de gloria ha llegado, el día que algunos temían y otros ignoraron, mientras que el resto se preparó en el último momento. Los palestinos han comenzado a trasladar su nueva “arma nuclear”´ a través de las fronteras – mientras que el inmenso arsenal de bombas nucleares, químicas y biológicas, de racimo y de fósforo y todo el espectro de armas de destrucción masiva descansa en las instalaciones de almacenamiento en Israel, como en sus reactores nucleares y laboratorios. El arsenal paralizado por la pisada de la juventud palestina, que avanzaba a través de la frontera, arriesgando su vida, con el propósito de llegar al lugar de nacimiento de sus padres, abuelos y su noble familia en Jaffa – mientras que sus compañeros se encontraron con fuego de disparos en la frontera.”

“Esta nueva “arma nuclear” palestina tiene su base en un gran núcleo de lealtad a la patria – un núcleo de valor y de anhelo y de angustia debido a la ocupación. Junto a esto hay un núcleo de valor, que no tiene en cuenta los campos de minas, las cercas de alambre de púas, las granadas lacrimógenas, los distintos tipos de municiones y tipos de obstinación reflejados en cada discurso pronunciado con tanta generosidad ante la humanidad, por el gobierno de ocupación.”

“La nueva “arma nuclear” palestina destroza la teoría de que los refugiados palestinos se olvidaran de su anhelo por la patria, con el cual el Estado hebreo ha contado. Esta destruye la posibilidad de intimidar a millones de refugiados palestinos. Rompe las aspiraciones de los generales de nuestro tiempo, que tienen el objetivo de eliminar la afiliación de los nietos palestinos con la patria.”

“Las batallas internas dentro del ejército de ocupación seguramente serán infinitas, después de que su apariencia demacrada fuese revelada ese día. Tal vez esas batallas se librarán en total secreto, con unos pocos oficiales destituidos de sus cargos. Tal vez el ejército israelí volverá a evaluar sus planes con el fin de hacer frente a esta posible nueva prueba que se ha puesto de manifiesto desde los ensayos al Día del Nakba.

“Este artículo mío contiene una gran llamada a aquellos en el estado ocupante, que quieren ver y escuchar que este impulso de auto-sacrificio entre la nueva generación de los nietos del Nakba tiene una gran importancia -es decir, que esta generación no le teme a la tormenta de las fronteras- y a morir y por lo tanto no renunciará a su derecho, sin importar cuanto tiempo transcurra. Por lo tanto, nunca se cansará y nunca acordara en nada sino la liberación y la desaparición de la ocupación.”

“En vista de ello, los discursos amenazantes y la negación de los derechos serán en vano.”

“Tal vez los que están escuchando en el estado de ocupación – en particular los que expresan su solidaridad con nuestro pueblo todas las semanas en los lugares heroicos y pueblos de la valla de separación – debe decírseles hoy: Es su trabajo decirle a los políticos lo que no les gusta escuchar, es decir, que todas las armas de su país y el lenguaje de obstinación y tiranía, no nos someterán -ni tampoco lo hará la presión sobre los líderes mundiales o el intento de obligarlos a cambiar sus declaraciones y posturas- Ninguna de estas medidas creara un mundo que favorezca a la ocupación y la humillación.

“La nueva arma nuclear de los refugiados palestinos dentro y fuera de la patria – quienes buscan una paz justa, pero no se dirigen hacia esta hasta que la ocupación se haya ido – así como también otros a quienes la ocupación ha hecho miserable, cuyas esperanzas y sueños se ven entorpecidos por la ocupación y que han sido llenados con las historias de la patria contadas por sus abuelas y abuelos.

“¿Cuál es el arma más eficaz – la del hombre, o la de fuego?”

Anuncios