La Agencia Judía pidió a la Embajada Cristiana que ayudara a financiar los vuelos de la aliá para los próximos meses, con el fin de acelerar el regreso de los últimos 8.700 judíos etíopes a Israel.
Howard Flower, responsable de la aliá en la ICEJ, explicó que la Agencia Judía considera esto como una necesidad urgente, debido a la sequía y los conflictos que están recrudeciendo en la región, así como los crecientes problemas de salud en el seno de la comunidad judía que aún vive en campamentos en la región de Gondar.
Años de intensos debates han culminado por fin, el pasado mes de noviembre, en un acuerdo entre el Gobierno israelí y las autoridades rabínicas, acerca de la solicitud de aliá de más de 8.000 judíos que aún permanecen en Etiopía, conocidos como los Falashmura.
Se trata de judíos cuyos antepasados fueron forzados a convertirse al cristianismo hace 150 años por razones económicas, pero que siempre quisieron conservar una parte de su identidad y de sus tradiciones judías.
La Agencia Judía hizo que regresaran a Israel unos 200
al mes, en vuelos especiales, contando 100 pasajeros por vuelo. A este ritmo, serían necesarios unos cuatro años más para repatriar a todos los judíos de Etiopía.
“Preocupada por las condiciones de vida lamentable de este pueblo, la Agencia Judía quiere acelerar su traslado lo antes posible, dado los recortes presupuestarios, y está muy agradecida por la ayuda que le va a brindar la Embajada Cristiana”, comenta Flower a los medios informativos.
Varios Falashmura necesitan, de forma urgente, atención médica que no pueden recibir en Etiopía. En efecto, muchas clínicas tuvieron que cerrar por falta de fondos. Muchos, además, viven separados de sus familias que ya regresaron a Israel.
La gran sequía que asoló, por otra parte, la región de Gondar donde viven la mayoría de los Falashmura, ha provocado una gran hambruna.
La Embajada Cristiana se comprometió a ayudar en esta misión humanitaria urgente, y que además corresponde a su deseo de obrar para acelerar el regreso del pueblo judío a Israel. El primer vuelo financiado por la ICEJ dentro de este programa, llegará al aeropuerto de Ben Gurión en agosto, con 100 judíos etíopes a bordo.
Anuncios