El intercambio de presos para liberar al estadounidense israelí, de 27 años, Ilán Grapel, comenzó como estaba programado.
Israel aceptó excarcelar a 25 reclusos egipcios, entre ellos tres menores, como parte del canje.
El Servicio Penitenciario trasladó a todos los presos a paso de Taba en la frontera entre Egipto e Israel.
La Corte Suprema de Justicia
de Israel rechazó varias apelaciones en contra del canje.

Según varios medios egipcios, el intercambio de Grapel allanará el camino para la liberación de Ouda Tarabin, un beduino israelí que está cumpliendo una sentencia de 15 años de cárcel en Egipto. Tarabin fue condenado por un tribunal militar por espionaje en el año 2000.

Anuncios