La Justicia confirmó el procesamiento de cinco militantes del Frente de Acción Revolucionaria (FAR) que participaron en el ataque antisemita ocurrido en mayo de 2009 durante los festejos por la Independencia de Israel y serán sometidos a juicio oral durante el próximo año.
La medida dictada por la Cámara de Casación y alcanza a Mario Osvaldo Márquez, Leonardo del Grosso, Damián Alejandro Vekelo, Daniel Ernesto Terzano y Viviana Teresa Segovia, quienes fueron considerados como “autores penalmente responsables” de los violentos incidentes ocurridos en la Avenida de Mayo, a pocos metros de la Embajada de Israel en la Argentina.
En declaraciones a la Agencia Judía de Noticias (AJN), el abogado Alejandro Broitman, quien es querellante en la causa, explicó que la Cámara de Casación revocó el sobreseimiento de la Cámara de Apelaciones, tal como lo hizo con el líder de la agrupación Roberto Martino, y de esta manera se confirmó lo resuelto en primera instancia por el juez Claudio Bonadío.
“Ahora los acusados pueden presentar un recurso extraordinario ante la Corte Suprema o en su defecto irán a juicio oral”, explicó Broitman.
De acuerdo a lo precisado por Infobae.com, los cinco imputados son “penalmente responsables del delito de formar parte de una agrupación cuyo objeto es el de imponer sus ideas o combatir las ajenas por la fuerza o el temor”.
“Está probado que los acusados pertenecían a una agrupación que intenta por medio de la fuerza hacer valer su ideología. Se confirma que se trata de una agrupación con tendencias antisemitas tendientes a hacer valer sus ideas por la fuerza”, sostuvo el abogado.
Además, Broitman indicó que con esta resolución también se aplica la Ley Antidiscriminación, lo que agravaría la pena en caso de ser condenados en un futuro juicio.
Los acusados formaban parte de la agrupación denominada Frente de Acción Revolucionario. Del Grosso integró además las filas de la agrupación Quebracho, de la que se habría alejado en 2006.
La Cámara de Casación Penal ya había revocado el sobreseimiento del líder del Frente de Acción Revolucionaria, Roberto Martino, dictado por la Cámara de Apelaciones y confirmó su procesamiento por el ataque antisemita.
El ataque se produjo el 17 de mayo de 2009, cuando una veintena de personas identificadas con el FAR interrumpió la celebración del 61er aniversario de la creación del Estado judío, organizada por el gobierno porteño, y comenzó a golpear con puños, patadas, “nunchaku”, palos de madera, pancartas, fierros y caños a las familias que participaban en el acto.
Los agresores gritaron consignas del tipo “Israel asesino”, “judíos sionistas mueran”, “viva Palestina”, “judíos asesinos, fuera judíos, viva Palestina” y “viva Palestina, mueran judíos sionistas”.
Asimismo, arrojaron panfletos que rezaban, entre otras cosas, “¡Hay que parar a Frankestein! El mundo está en peligro”, “Sionismo no es judaísmo, es racismo, por el triunfo de la resistencia palestina fuera Israel de Palestina”, “Frente de acción revolucionaria FAR” y “www.far-arg.info”, con una cruz esvástica.
En la causa aparecen como querellantes Patricia Strauschler y Alejandro Broitman, quien a su vez es patrocinado por Patricio Winograd, y la DAIA, representada por la directora del Departamento de Asuntos Jurídicos, Débora Kott.
“Luego de mucho batallar en la justicia estamos empezando a conseguir lo que estábamos buscando el castigo a estos personajes siniestros”, resaltó, por último, Broitman.
Anuncios