Oficial iraní expone plan para destruir a Israel en nueve minutos

Deja un comentario

Un sitio web vinculado al Líder Supremo de Irán, Alí Khamenei (foto), publicó documento doctrinario enfatizando que la aniquilación de Israel y de todos los judíos es legal y moralmente justificada.

El artículo señala que la oportunidad de eliminar al “material corruptor” de Israel no debe ser desaprovechada – y que tomaría solamente nueve minutos ejecutarla.

El dossier fue escrito por Alireza Forghani, un analista y estratega de Khamenei, y está siendo difundido en la mayoría de los sitios de internet estatales conservadores, lo que indica que cuenta con el respaldo del régimen de Teherán.

El texto sostiene que sería justificado desde el punto de vista de la jurisprudencia que la República Islámica lance un ataque preventivo contra Israel, a raíz de las amenazas de los líderes del Estado judío contra las instalaciones nucleares iraníes.

En el documento se señala que Israel precisa la aprobación y la ayuda de Estados Unidos para llevar
adelante una acometida de ese tipo, y que debido al clima pasivo en Washington el momento del ataque israelí es ahora mismo.

El artículo desglosa los distritos de alta concentración judía (alrededor de 5.7 millones de judíos componen la población total de 7.5 millones de habitantes de Israel).

Forghani señala que el 60 por ciento de la población judía puede ser alcanzada por los misiles Shahab 3, para terminar fácilmente con ellos. En tanto que los misiles Sejil, que son extremadamente difíciles de interceptar, podrían hacerse cargo de las plantas nucleares de Dimona y Nahal Sorek, y la fábrica de armas Rafael, las plantas de Eilun y Nebrin.

Las bases de la Fuerza Aérea, los aeropuertos, las centrales eléctricas y las instalaciones de tratamiento de aguas servidas y las fuentes de energía también serían objetos de la ofensiva iraní.

El documento concluye que los misiles Ghadar podrían emplearse para destruir los asentamientos urbanos hasta que el Estado judío sea borrado del mapa.

Días atrás, Khamenei anunció que Irán apoya a todos los países o grupos que ataquen al “tumor canceroso” que es Israel.

Anuncios

El régimen sionista es un tumor canceroso que debe ser extirpado

Deja un comentario

El ayatolá Ali Jamenei afirmó el viernes en Teherán que “El régimen sionista es un tumor canceroso que debe ser extirpado”.

De esta manera, el líder religioso volvió a alentar la destrucción del Estado de Israel, tal como lo hizo en forma reiterada el presidente de Irán, Mahmoud Ahmadinejad.
Jamenei se dirigió así miles de fieles que asistieron a un servicio de la Universidad de Teherán, la oración que marca la celebración del amanecer.
“La revolución iraní trajo la libertad y la dignidad de pueblo iraní y destruyó el régimen anti-islámico, y trajo régimen islámico en su lugar… La dictadura fue cambiada por la democracia”, aseveró el religioso, según consignó el portal de noticias Ynet.
Jamenei restó importancia a la posibilidad de un ataque de Estados Unidos contra las instalaciones nucleares de la república islámica.
“Una guerra sería 10 veces más mortal para los americanos… Estas amenazas revelan la debilidad de Estados Unidos”, sostuvo.
También rechazó las sanciones de Occidente contra Irán, diciendo que no harán que Irán renuncie a sus ambiciones nucleares. “Dijeron que iban a imponer sanciones paralizantes para castigarnos, pero las sanciones son buenas para nosotros – nos hacen confiar en nuestra gente con talento propio”, agregó.
También reiteró la amenaza de Irán de cerrar el Estrecho de Ormuz, al afirmar que “llegado el momento se va a ejecutar nuestra advertencia”.
Jamenei también se refirió a la primavera árabe, diciendo que creía que los palestinos pronto seguirán el ejemplo del mundo árabe. Prometió que “Irán ayudará a cualquier país u organización que luche contra el régimen sionista, que ahora es más débil que nunca”.
Jamenei, quien tiene la última palabra sobre todos los asuntos del estado, confirmó que Irán ha ayudado a Hezbollah y a Hamas en su lucha contra Israel.
La multitud aplaudió la declaración del líder religioso mediante el canto de “¡Muerte a Israel”.