Se dio a conocer el Informe de la Comisión Palmer

Deja un comentario

El Informe de la Comisión Palmer, de revisión de los sucesos de la flotilla a Gaza, que publicará el Secretario General de Naciones Unidas, Ban kee Moon, en Nueva York, dirige su crítica hacia Turquía y sostiene “Podría haber hecho más”, para impedir la partida de la flotilla a Gaza. El informe, determina que el bloqueo marítimo a Gaza es un “legítimo recurso de seguridad”, aunque señala que los soldados israelíes hicieron uso de una “fuerza exagerada e irracional” y que Israel no dio suficientes explicaciones a la muerte de nueve activistas turcos del Mavi Mármara. En el informe, queda determinado que los soldados israelíes, que abordaron el barco, se enfrentaron a una “resistencia violenta y organizada por parte de un grupo de pasajeros” y porse vieron obligados a usar la fuerza para su auto-defensa. Destaca, que la pérdida de vidas humanas sobre el barco es “imposible de ser aceptada”. La comisión destaca que “Israel no le brindó suficientes explicaciones con respecto a la muerte de nueve activistas”, en especial a la luz de las pruebas que muchos dispararon desde una muy corta distancia, algunos por la espalda. Asimismo determina que el tratamiento dado por las FDI a los pasajeros tras el asalto al Mármara, fue “dañiño”. El informe completo expresa que “Israel enfrenta una amenaza a su seguridad por parte de grupos armados en Gaza. El bloqueo marítimo fue impuesto como legítimo recurso de seguridad a fin de impedir el ingreso de armas a la Franja por vía marítima y la materialización del bloqueo marítimo se ajusta a las demandas de la ley internacional”. El informe dirige una severa crítica a los organizadores de la flotilla y al gobierno turco. “A pesar que la gente tiene derecho a expresar sus ideas políticas, los organizadores de la flotilla se condujeron de modo irresponsable cuando intentaron romper el bloqueo marítimo”, dice. “La mayor parte de los pasajeros no perseguía intenciones violentas pero surgen preguntas difíciles con respecto a la conducta, la verdadera característica y objetivos de los organizadores de la flota, en particular por parte de la organización IHH. La flota llevó a una escalada innecesaria”. En su redacción colaboraron el ex Primer Ministro de Nueva Zelanda, Jeffrey Palmer y el ex Presidente de Colombia, Álvaro Uribe, junto a un representante israelí, Dr. Joseph Ciechanover y un representante turco, el ex destacado diplomático, Ozdam Sanberk. La comisión Palmer arrojó una grave crítica tanto hacia Israel como a Turquía aunque presentó una propuesta de fin de la crisis entre las partes. El bosquejo de conciliación no incluyó una disculpa, por parte de Israel, por los sucesos con la flotilla. “Israel debe publicar una muestra de pesar correspondiente al hecho, en especial a la luz de sus conclusiones”, dice el informe. “Israel debe pagar compensaciones a las familias de los muertos y ambos gobiernos deben crear un Fondo común con una cifra de dinero suficiente por ambas partes”. El informe determina también que, tras la expresión de pesar y el pago de compensaciones, se deben normalizar las relaciones entre los países. “Israel y Turquía deben renovar plenamente sus relaciones diplomáticas y corregir el sistema de relaciones a favor de la estabilidad en el Medio Oriente”, El Canciller turco, por su parte, anunció que la fecha de publicación del informe Palmer, es la última para la disculpa israelí por los sucesos con la flotilla a Gaza. “No aceptaremos la postergación de seis meses para la publicación del informe”, dijo el ministro, mientras se refería a la propuesta del Primer Ministro, Biniamin Netanyahu, de la semana pasada. Davutoglu agregó que si Israel no se disculpa por el suceso del Mármara, tendrá consecuencias. “Si no hay una disculpa israelí, comenzaremos con la implementación del Plan B”. Se trata de un programa guardado por el gobierno de Turquía para un nuevo enfriamiento de las relaciones con Israel y la batalla legal contra Israel en los Tribunales a lo largo del mundo. La comisión Palmer llama a Israel a aliviar el ingreso y salida de mercancías y personas desde y a la Franja de Gaza, con el objetivo de levantar el bloqueo “Y mejorar la situación económica y humanitaria inaceptable de la población en Gaza”. El informe, se vincula al tratamiento de otras flotillas y determina que toda organización humanitaria que quiera dar ayuda a Gaza debe hacerlo a través de los cruces continentales y en coordinación con Israel y la Autoridad Palestina. La Comisión llamó a toda flota con ayuda humanitaria a permitir la realización de revisiones y modificar su ruta si así se requiere. “En la medida que los países descubran que sus ciudadanos o barcos zarpan bajo sus banderas e intentan romper el bloqueo marítimo, deben asumir la responsabilidad de tomar medidas activas para que desestimen hacerlo”, dice. “Los países que imponen un bloqueo marítimo, contra flotas no militares, deben tener mucho cuidado del uso de la fuerza y hacer esfuerzos por frenar los barcos por medios no- violentos. No debe hacerse uso de la fuerza salvo en casos indispensables solo, e incluso, con la mínima fuerza posible para forzar el bloqueo”. El Secretario General de Naciones Unidas, Ban kee Moon, publicará el informe en Nueva York, tras su postergación, por tres veces, para así intentar el fin de la crisis entre Israel y Turquía. Fuentes de Cancillería en Jerusalén destacaron que, hasta ayer al mediodía, evaluaba Ban kee Moon la postergación de su difusión hasta el próximo martes, tras el fin de semana largo en Estados Unidos. Finalmente resolvió publicarlo hoy. Ban, respondió en el pasado a algunos pedidos por parte de Turquía, Israel y Estados Unidos de postergar la publicación para permitir agilizar las negociaciones entre los países para el fin de la crisis; un gesto que cristalizara cualquier disculpa israelí por “Deficiencias operativas concretadas durante el asalto al Mármara, en la medida que las hubiera habido” y ello, a cambio de la restitución de relaciones de Turquía con Israel a la normalidad y el compromiso de no demandar a la oficialidad y a los soldados israelíes. El Primer Ministro Netanyahu intentó, hasta hace pocos días, postergar el informe en medio año más pero obtuvo una respuesta negativa por parte del gobierno turco. Netanyahu anunció a la Secretaria de Estado, Hillary Clinton hace dos semanas, que Israel no se disculparía ante Turquía por los sucesos con la flotilla. Hace unos días, Netanyahu transmitió un mensaje al gobierno norteamericano en ese tono.CIDIPAL

Israel sospecha que activistas de la flotilla intentarán asesinar soldados

Deja un comentario

El ministro de Defensa de Israel, Ehud Barak, y el jefe del Estado Mayor de las Fuerzas de Defensa de Israel (IDF por sus siglas en inglés), teniente general, Benny Gantz criticaron las motivaciones de los activistas que participan en la próxima flotilla que llegará a la Franja de Gaza, al asegurar que la situación humanitaria en esa región no es tan mala como sostienen los organizadores.

En una ceremonia de reservistas de las IDF, Barak y Gantz coincidieron en calificar a la flotilla de “provocación”, y agregaron que “no hay crisis humanitaria en Gaza”.
“Si (los activistas) son sensibles al sufrimiento humano, entonces deberían hacer esfuerzos para la liberación del (soldado secuestrado) Gilad Shalit, o al menos se le debe permitir ser visitado”, afirmó Barak.
Gantz sostuvo que el envío de la flotilla “no se entiende”, y consideró que en lugar de llevar ayuda a los habitantes de Gaza trabajan por la deslegitimización de Israel”.
El jefe del Ejército garantizó que los palestinos de la Franja de Gaza no carecen de suministros básicos.
Gantz agregó que el ejército israelí estaba bien equipado y listo para hacer frente a cualquier amenaza que representen los activistas de la flotilla.
El lunes por la noche, fuentes de inteligencia dijeron que algunos activistas de la flotilla podría estar planeando atacar a soldados de las FDI con azufre, e incluso tratar de asesinarlos.
Por su parte, el canciller Avigdor Lieberman dijo a Radio Israel que los participantes de la flotilla son “activistas del terror, tratando de crear una provocación y en busca de sangre”.
El ministro afirmó que Israel pretende “hacer frente a la flotilla adecuadamente”, y agregó que “el número de barcos, su tamaño y el número de participantes se ha vuelto menos relevante”.
“La mayoría de los que habían previsto inicialmente unirse a la flotilla han desistido de la iniciativa por están convencidos de nuestras explicaciones sobre la situación humanitaria en Gaza. Entienden que si desean ayudar pueden hacerlo a través de medios legales”, afirmó Lieberman.
El gobierno estimó que la flotilla llegará esta semana a Gaza, pero ratificó que no se le permitirá entrar en el territorio por mar. Si es necesario los barcos serán remolcados al puerto de Ashdod y el equipamiento de los barcos incautados.
La Armada ha comenzado sus preparativos finales para detener las embarcaciones.
Altos oficiales anunciaron que Israel ha recibido información de que algunos de los miembros de la flotilla a Gaza podrían haber ingresado a los barcos bolsos con sustancias químicas, probablemente ácidos, para atacar a los soldados que intenten abordar las naves.
Los funcionarios agregaron de que han sido notificados que varios extremistas entre los participantes de la flotilla a Gaza han afirmado que tratarán de “derramar la sangre de los soldados de Tzáhal (Ejército de Defensa de Israel)”.
A pesar de los informes iniciales, aparentemente activistas de la organización islámica turca IHH, involucrada en los sangrientos incidentes durante el abordaje al Mavi Mármara, el
barco que encabezaba la flotilla el año pasado, se unirán a varios de los barcos que navegan a Gaza.
Los oficiales israelíes precisaron que dos prominentes miembros de Hamás participan en la nueva flotilla. Los oficiales identificaron a Amín Abu Rashad como uno de los organizadores holandeses de la flotilla, que en el pasado encabezaba una fundación de caridad en los Países Bajos, clausurada por las autoridades de ese país tras determinar que estaba involucrada en el financiamiento de actividades terroristas.
El segundo activista es Mohamed Ahmed Hanon, director de ABSPP (Asociación Benéfica de Solidaridad con el Pueblo Palestino), involucrada, según esa misma fuente en la transferencia de fondos hacia los terroristas.

Organizadores de la flotilla turca a Gaza preparan segundo viaje

Deja un comentario

Los organizadores europeos de la denominada “Flotilla Libertad”, abordada en mayo por el Ejército israelí, anunciaron que tienen intención de enviar a la cercada localidad palestina una segunda flota humanitaria, según publica “Stockholm News”.
“Estamos planeando una nueva flota hacia Gaza, que esperamos sea aún mayor y más exitosa que la anterior, y que incorporará a muchas otras organizaciones”, auguró en rueda de prensa en Estocolmo Dror Feiler, un activista de la organización “Ship to Gaza” que resultó herido en los incidentes del 31 de mayo, cuando un grupo de 40 personas tendió una emboscada a las tropas israelíes.
Feiler señaló que la nueva “Flotilla Libertad” podría partir hacia el territorio palestino en otoño.
El escritor sueco Henning Mankell, colaborador habitual de “Ship to Gaza” y quien también se encontraba entre los 700 activistas en la flotilla turca, mostró su apoyo a la iniciativa.
“Si la presión política sobre Israel no da resultados, uno debe cuestionarse si no se debería enviar otro convoy de ayuda. Por ello estoy a favor de unirme de nuevo a la flota. Es lo correcto que debe hacer uno si los israelíes no levantan el bloqueo, hay que actuar de alguna manera”, dijo Mankell.
Al encuentro de en Estocolmo también acudieron representantes de la organización turca IHH – el grupo radical islamista que está en la consideración de ser ingresado a la lista de organizaciones terroristas de Estados Unidos – y de otras organizaciones. La ONG turca fue señalada como la responsable de la violencia a bordo de la nave propia, “Mavi Marmara”, la única que registró incidentes.

Fuente: EFE y Aurora Digital

Nosotros engañamos al mundo

Deja un comentario

Críticas a diputada árabe-israelí que estuvo en la flotilla

Deja un comentario

La diputada del Likud, Miri Reguev, criticó con dureza a su homóloga por Balad, la árabe-israelí Hanin Zoabi, quien tomó parte de la flotilla a Gaza que fue interceptada por el Ejército el lunes.

“Zoabi es cómplice de un doble crimen: unirse a terroristas y un crimen moral contra el Estado de Israel”, dijo Reguev durante una sesión de la Knéset del miércoles. “Debe ser castigada. No necesitamos caballos de Troya en la Knéset”, añadió, y hasta le gritó a Zoabi, en árabe, “Vete a Gaza, traidora”.
“Zoabi se paró en este mismo forum un año atrás y juró su lealtad al Estado de Israel y sus leyes. Mi intención no es la de dañar la libertad de expresión; pero este no es su caso. La flotilla a Gaza era una flotilla de terror”, añadió la diputada oficialista.
El legislador Moshe Mutz Matalon, de Israel Beitenu, dijo a Zoabi: “Te felicito. Haz logrado en un día lo que la engañosa gente que te rodea ha estado intentando por años. Desgraciadamente, los comandos actuaron con demasiada restricción y dejaron solo a 9 votantes flotando”.
El diputado Najman Shais, de Kadima, también criticó a la diputada de Balad, aunque fue un poco mas cauto. “Respeto la democracia, pero un diputado no puede participar en tal evento, que esta en contra de la ley y desafía al país, que es tan mío como tuyo”.
“Respeto tus opiniones, pero fue incorrecto de tu parte estar en la cubierta de ese barco. Es inaceptable”, añadió.
Quien le siguió, fue el presidente de Jadash, Mohammad Barakeh, quien dijo: “Apoyamos a nuestra colega, la diputada Zoabi, y consideramos nobles a sus acciones, ya que estaban dirigidas a levantar el bloqueo de una nación entera”.

Un barco irlandés camino a Gaza

Deja un comentario

El ministro irlandés de Asuntos Exteriores, Michael Martin, pidió a Israel que permita a su barco MV Rachel Corrie llevar ayuda humanitaria a Gaza, a pesar del bloqueo militar impuesto en ese territorio. En una declaración, el ministro consideró “imperativo” que se deje pasar a la embarcación de propiedad irlandesa, que puede estar en la zona de exclusión alrededor de Gaza este viernes o sábado. “Repito otra vez mi urgente petición al Gobierno israelí para que permita el paso seguro de la embarcación de propiedad irlandesa, el MV Rachel Corrie, que aún navega hacia Gaza para entregar un cargamento de ayuda humanitaria”, dijo Martin. “Es imperativo que no haya más confrontación o baño de sangre de lo que ha sido una misión puramente humanitaria”, dijo el ministro, en referencia a la flotilla que fue abordada el último lunes por soldados del Ejército israelí, que fueron recibidos por una violenta confrontación de parte de un grupo de sus pasajeros de los cuales se habrían confirmado su pertenencia a al-Qaeda. “El Gobierno (irlandés) mantendrá un estrecho contacto con el israelí sobre este asunto en los próximos días”, agregó. El MV Rachel Corrie es una ex embarcación comercial comprada por activistas pro-palestinos y nombrada tras una ciudadana estadounidense que murió en la Franja de Gaza en 2003. La nave, que partió de Malta este lunes, lleva a 15 activistas que incluyen aun Nobel de la Paz irlandés y que se espera que arribe el sábado a la mañana, según uno de sus miembros, Derek Graham.

Además Israel comenzo a deportar a partir de ayer miércoles y en las próximas 48 horas a los cientos de activistas de la autoproclamada “Flotilla Libertad” que mantiene arrestados, informó en un comunicado la oficina del primer ministro Biniamín Netanyahu.
La decisión fue tomada tras la reunión del gabinete político-militar en consultas con los ministros de Interior, Eli Yshai, y Defensa, Ehud Barak, precisa la nota.
Las expulsiones serán efectuadas “inmediatamente” y “de acuerdo a los procedimientos establecidos por la ley”. Los trámites para las deportaciones de las casi 700 personas que supuestamente traían ayuda humanitaria a Gaza, habían comenzado el lunes, con más de un centenar de arrestados que firmaron un documento de repatriación voluntaria, tras el cual esperaban por vuelos que partieran hacia sus países de origen, a expensas del Gobierno israelí.
La inmensa mayoría de los detenidos ha rechazado, hasta ahora, firmar el documento y parte de ellos se encuentra en la cárcel de Ela, en Beer Sheva. “Alrededor de 120 personas salieron ayer de Israel por el cruce de Allenby (fronterizo con Jordania) y desde allí viajarán a sus respectivos países. Otros 45 fueron deportados desde el aeropuerto de Ben Gurión (cerca de Tel Aviv) y esperamos que el resto abandone el país entre las próximas 24 y 48 horas”, dijo el portavoz de la policía israelí, Miki Rosenfeld.
Los ciudadanos de países musulmanes, muchos de ellos procedentes de países sin relaciones diplomáticas con Israel, fueron trasladados anoche en autobús a la vecina Jordania, después de que Amman se comprometiese a colaborar para repatriarles.
También deberán ser repatriados los cadáveres de los nueve activistas que murieron durante el abordaje a los barcos, de cuya nacionalidad todavía no se ha informado oficialmente aunque, según informan los medios, la mayoría son turcos.

“No fuimos preparados para una confrontación violenta”

Deja un comentario

Uno de los soldados de la Fuerza Naval Israelí, que participó en la intercepción del barco turco “Mavi Marmara” y que sufrió una fractura en el brazo a causa del brutal ataque de los pasajeros, describió los eventos que sucedieron: “Cada soldado que descendía, era inmediatamente atacado por tres o cuatro individuos que, simplemente, explotaron en rabia. Nos lincharon. Tenían barras de metal, bates de béisbol, cuchillos, hondas, botellas de vidrio rotas. Y en un punto hubo fuego vivo”. “Yo estuve entre los últimos en descender, y vi que el grupo estaba dispersado, cada uno en un rincón de la nave, rodeado por 3 o 4 hombres. Quise ayudar a uno de mis compañeros, que estaba en el piso mientras era duramente golpeado, pero comenzaron a golpearme a mí. Así fue como terminé con una fractura en el brazo. A este punto, me encontraba desarmado, ya que bajé con las manos vacías, como todos los que descendimos del helicóptero”. “Entonces, vinieron y me atacaron nuevamente. Los derribé al piso y tome unos pasos hacia atrás, saque mi arma de balas de pintura (paintball) y les disparé en las piernas mientras se acercaban a mi. Ellos la destruyeron con hierros, y no me quedó alternativa que desenfundar mi pistola, que era el último recurso que me quedaba para defenderme. En ese momento, mi brazo ya no funcionaba”. “Desde la apertura del corredor nos disparaban con fuego vivo todo el tiempo”.
El soldado israelí describió como los soldados estuvieron bajo fuego durante los incidentes: “Vi a dos compañeros en el piso. Desde la apertura del corredor les disparaban todo el tiempo con fuego vivo, balas de verdad. Pudimos identificar un barril de rifle, y uno de nosotros abrió fuego contra quien lo sostenía. Cuando entramos, luego, ya no se encontraba ahí. Nosotros llegamos para arreglar las cosas, pero cada uno de nosotros que descendió, simplemente fue atacado”. “Fuimos con la intención de detener el barco y dirigirlo a Ashdod, no teníamos las armas que normalmente tenemos, fuimos para algo totalmente distinto, no fuimos preparados a una confrontación violenta”.
“Cualquier otro ejército del mundo, hubiera utilizado las armas de inmediato”, asegura Shimon Peres “Los soldados fueron atacados por no querer matar” El presidente Shimon Peres dijo, hablando en una ceremonia realizada en la Universidad de Haifa, que estaba orgulloso del modo en que operaron los soldados que tomaron parte en el abordaje a los barcos de la flotilla que se dirigía a Gaza. En un acto en el que recibió el Premio al Liderazgo del Directorio de la Universidad de Haifa, Peres dijo que “los soldados fueron golpeados y apaleados, solo porque no querían matar a nadie”. “Cualquier otro ejército del mundo, hubiera utilizado las armas de inmediato. En cambio, fuimos testigos de tropas ejemplares, que prefirieron ser heridos antes que herir a otros”, comentó. El presidente responsabilizó a Hamás por el violento enfrentamiento en el mar, asegurando que es la organización terrorista quien es exclusivamente culpable: “En vez de navegar y protestar, esta gente debería haber estado hablando con Hamás”. “La población de Gaza no esta oprimida por nosotros, sino por Hamás. Deberían convencer a Hamás que termine con su terrorismo y resuma las negociaciones, en vez de resistirse a la paz. Si eso pasara, Gaza prosperaría”, sentenció Peres. Comentando acerca de recientes cohetes disparados desde Gaza, Peres se preguntó “¿Por qué disparan? Gaza no está ocupada. La dimos de regreso por voluntad propia, no hay allí israelíes, ni tampoco los habrá”. “Espero que aquellos que aspiran a la paz, sean los que prevalezcan”, concluyó el presidente israelí. Fuente: Portavoz del Ejército

Older Entries